En Cuba la juventud está como dormida. Pesa sobre ella el dolor y la ignomia de transigir con un gobierno cobarde que no ha sabido encauzar los destinos de la nación y se debate en una retórica hostil contra quien la critica, en una justificación perenne que nos humilla y nos empobrece como nación y como individuos.

¿Dónde están los jóvenes cubanos?

Cuba entera arde abrazada por las llamas de una revolución con los humildes y para los humildes que no existe salvo en la conciencia de unos pocos viejos troncos que han sabido mantener con dignidad y sosiego la esperanza al abrigo de sus corazones, y aunque pesa sobre ellos una responsabilidad enorme para con Cuba y los destinos de la nación, la pregunta que debemos hacernos es, y los jóvenes ¿dónde están?

Los males han de arrancarse de raíz

Los males han de arrancarse de raíz y si fuera preciso, cada cubano debería prestar su brazo para desbrozar el sendero hacia la libertad. No queda otro camino que desafiar a la autoridad cuando esta no es capaz de cumplir con sus obligaciones. No cabe más opción que apartar del camino todo aquello que haga mella, todo aquello que obstaculice a la savia nueva y fresca que viene a reverdecer las venas de una nación cansada y aturdida por la desinformación y el adoctrinamiento.

La libertad de expresión es un derecho no un delito

Apártense del camino los hipócritas los débiles y los complacientes. Cincuenta años de dolor y tristeza retocados con estadísticas infames han sido más que suficientes para comprender la naturaleza de un poder corrupto que no permite a sus ciudadanos expresarse libremente sin que por ello deban sufrir el acoso y la humillación de sus semejantes. La libertad de expresión es un derecho no un delito.

¿Dónde están los nuevos pinos?

La patria necesita a los más valerosos de sus hijos. Está a la espera de que surjan los nuevos pinos. Esos pinos que como Julio Antonio Mella defendieron hasta la muerte la canción de la libertad, esos pinos auténticos y rebeldes que se enfrentaron a la tiranía de Batista, fueron capaces de tomar una emisora de radio y proclamar a los cuatro vientos la muerte del tirano.

Sueño con vivir en una Cuba donde se respete la diversidad

Al igual de Martin Luther King yo también tengo un sueño. Sueño con que un día los miles de cubanos que han tenido que abandonar la isla de Cuba regresen a su patria. Sueño con que un día, un hombre o una mujer puedan expresar sus ideas en público sin temor a sufrir las burlas y los atropellos de sus hermanos.

El mundo no está escrito en blanco y negro. Tiene muchos matices, unos son peores que los nuestros y otros mucho mejores. El país debe empezar a moverse en la dirección apropiada y evolucionar porque el riesgo de vivir aprisionados para siempre en la rueda de la historia es alto.

Cuba necesita renovación

Revolución en Cuba ha significado involución en muchos sentidos, Cuba necesita Renovación y esta es una necesidad urgente y tan obvia que se cae a pedazos ante nuestros ojos, como los muros de la Habana Vieja.

La sanidad pública y la educación cubanas, un caballo de batalla maltrecho

Durante más de cincuenta años desde el centro de poder se han defendido dos pilares sobre los que se asentaba el bienestar cubano, la salud y la educación gratuitas. De esas victorias, ¿qué queda? Descubrí con satisfacción que en España la sanidad y la educación también son gratuitas. Cada trabajador cotiza a la Seguridad Social y tiene derecho a una atención médica de calidad.

La pregunta no es ¿qué quieren ellos? sino ¿qué quieres tú?

La universidad pública en España goza de prestigio y aceptación. Cuenta con recursos y calidad humana, la misma calidad humana que podemos encontrar en los médicos y los enfermeros cubanos, la misma pericia técnica, el mismo talento humano con la única diferencia de que en España no existe el azote de las carencias que amenaza a diario con hacer zozobrar el sistema de sanidad público cubano, para desgracia de los cubanos a estas alturas muy deteriorado. La pregunta es, ¿qué defendemos los cubanos que viven en la isla y qué deseamos los cubanos que vivimos fuera? Esconder la cabeza como el avestruz no resolverá el problema. Lo más probable es que este vuelva con una fuerza tremenda en el momento menos esperado.

Todos los cubanos tenemos una responsabilidad

Nuestra responsabilidad no se extingue con la salida del país sino todo lo contrario. Sobre los hombros de los cubanos que vivimos fuera recae el peso de la reconstrucción de esa patria que queremos sin exclusiones, como dijo Martí, con todos y para el bien de todos porque nuestra visión es medular, porque hemos tenido la valentía de salir a enfrentarnos a un mundo desconocido y estamos pagando las consecuencias de vivir en un exilio voluntario, pero sobre todo, porque sentimos la necesidad de ayudar a nuestro pueblo, a nuestra familia, a nuestros seres queridos. Somos en buena medida el bastión sobre el que debe apoyarse la nación para renacer de entre sus cenizas.

Cuba pertenece a los cubanos de dentro y de fuera

Basta de indefiniciones. Es la hora de la lucha y del trabajo desinteresado en pro de un bien mayor. Cuba pertenece tanto a los cubanos de dentro como a los de fuera. Los destinos de una nación deben ser regidos y guiados por sus ciudadanos. Basta de dormir el sueño eterno de los que se van, porque el pasado suele alcanzarnos en el presente y a veces con una fuerza demoledora debido a lo que no hicimos. Escucha tu voz interior y lucha por lograr el sueño más ambicioso de todos los cubanos, agrupar en una sola voz y bajo la misma bandera, la de la libertad, a los cubanos de dentro y de fuera.

El camino de la no violencia

Mahatma Gandhi demostró que la no violencia y la resistencia pasiva también son una opción para restablecer los derechos perdidos. Lucha desde tu frontera sin involucrarte en actos de violencia. Los cubanos no necesitamos violencia, necesitamos paz y unión. Estés donde estés comparte esta información, habla con tus amigos, debate sobre lo que pasa en Cuba y sobre tu futuro que es el futuro de los cubanos que estamos fuera y también el futuro de los cubanos en su conjunto. Descarga esta novela que ofrezco gratis y compártela con tus amistades. En ella reflejo una parte de la historia desde una perspectiva nueva. Cultiva tu intelecto y preserva tus fuerzas. Está a punto a librarse la más grande de las batallas, sé parte de ella y vívela como un héroe.

[et_bloom_inline optin_id=optin_18]

>

Pin It on Pinterest

Share This