Cómo empezar una historia de manera original 

Durante miles de años el ser humano ha contado historias apasionantes. Las primeras empezaron a la luz del fuego, en las cavernas que daban cobijo a las tribus nómadas que recorrían a diario los bosques y sabanas para proveerse de alimento. Ha llovido mucho desde entonces, pero el acto de contar continúa siendo en esencia, único e invariable: cautivar a la audiencia a través de la reflexión o transportarla más allá de su entorno real, al mundo de las historias increíbles. En este post hablaremos de los inicios de las historias.

Cómo empezar un cuento de forma original

Toda novela es un cuento largo. Cuando nos asomamos al germen de un cuento este posee, en su interior, todos los elementos necesarios para convertirse en una gran historia. Puede tratarse de una historia épica o narrar la pasión de dos amantes, incluso podemos orquestar un maravilloso relato de suspense en el que nos encontramos ante un asesino con una mente brillante y debemos desentrañar el misterio. Todas estas opciones son válidas y comienzan siempre de la misma manera, con un inicio original e intrépido que sumerja al lector en la ficción pero, ¿cómo logramos esto?

El aspecto novedoso 

Se ha vertido muchísima tinta sobre el tema. Unos opinan que la mejor manera de asegurar la atención del lector es iniciar de una manera trepidante. Introduciendo al lector de manera directa en el meollo de la cuestión con frases como:

"...La obligué a permanecer en casa y no obedeció, ahora debe pagar las consecuencias...".

Seguramente ninguno de ustedes afirmará que este es un inicio novedoso, ¿o sí? ¿Qué es la novedad y cómo podemos beneficiarnos de ella para captar la atención del lector desde el primer minuto? ¿La novedad está en el uso de una frase o tiene que ver con el conjunto de la obra?

Frases para empezar una historia 

¿Qué tipo de frases utilizarías para comenzar una historia?

"...El coronel destapó el tarro del café y comprobó que no había más de una cucharadita. Retiró la olla del fogón, vertió la mitad del agua en el piso de tierra, y con un cuchillo raspó el interior del tarro sobre la olla hasta cuando se desprendieron las últimas raspaduras del polvo de café revueltas con óxido de lata...".

Así empieza El Coronel no tiene quien le escriba. A primera vista, podemos extraer varias conclusiones. El escritor nos sumerge de lleno en la ficción desde la primera línea. En este caso, no hay dudas ni titubeos, es el registro formal y minucioso de un acto que no admite dudas sobre la realidad de la ficción y nos introduce en ella sin aspavientos ni artificios, de manera natural.

Si quieres escribir comienzos originales debes ser natural y huir de todo lo artificioso.

Click to Tweet

Pero no se trata solo de frases rectas y formales que nos introduzcan de lleno en la ficción. El asunto es mucho más complejo de lo que a primera vista pudiera parecer.

Los mejores inicios de novelas

Algunos de los mejores inicios de novelas no comienzan de una manera estrepitosa, ni crean fuegos de artificios para encandilar al lector, de hecho, algunos de los mejores inicios de novelas de todos los tiempos son simplemente tan sencillos y naturales como la vida misma.  

"...Cuando tenía seis años, vi una vez una imagen magnífica en un libro sobre la Selva Virgen que se llamaba "Historias Vividas". Representaba una serpiente boa que tragaba una fiera. He aquí la copia del dibujo.

En el libro decía: "Las serpientes boas tragan a su presa entera, sin masticarla. Luego no pueden moverse más y duermen durante los seis meses de su digestión...".

El Principito. Antonie de San Antoine de Saint-Exupéry.

Características de los mejores inicios de novelas

Obsérvese la naturalidad de la prosa, cómo el autor nos sumerge de lleno en la ficción. El lector de inmediato es transportado a la niñez, toda su apreciación sobre el mundo real se desvanece y se encuentra con su pasado. Se aprecia el tono cándido y la dulzura propia de un niño. La originalidad y la novedad radican muchas veces en el enfoque del escritor, pero pecaría de optimista si asegurara que esto es todo lo que necesitamos. En realidad son muchos los factores que convierten una obra en original.

La originalidad del tema

El tema abordado suele ser, con diferencia, uno de los aspectos de mayor peso aunque la visión del autor, esa manera especial de abordar el asunto le concede casi siempre un matiz tan particular que de repente estalla ante los ojos del lector el aspecto novedoso, lo nuevo, aunque la misma historia haya sido contada una y otra vez de mil maneras.

Cómo empezar un cuento de forma original 

Narrar de una manera original tiene dos vertientes. La primera de ellas es el aspecto formal de la prosa. No me refiero al aspecto ortográfico, el aspecto formal implica un conocimiento mucho más profundo de los ámbitos sintácticos, pragmáticos, textuales y exige dominar buena parte de la técnica. En este enlace pueden encontrar más información sobre las mejores técnicas que debemos dominar para garantizar la atención del lector cuando lee.

Tres técnicas muy efectivas para comenzar a crear comienzos memorables

Utilizar temas polémicos y contradictorios te ayudará a despertar la atención de los lectores. También puedes trabajar a un nivel más profundo e interrelacionar los arquetipos de tus personajes con las emociones. Por último, conviene establecer el nivel de realidad del mundo de lo narrado desde el momento en el que empiezas a narrar y además debes mantenerlo. En este libro hablo en detalle de todo lo que debes hacer para conseguir tus objetivos, pero lo mejor, si estás interesado es que empieces este curso.

 

Empieza el curso online ahora, ¡es gratis!

*Además accederás a nuestra lista exclusiva de usuarios, con ellos comparto material valioso dos veces por semana. Guías, seminarios gratuitos, cursos de escritura creativa, consejos y muchas más cosas. Puedes darte de baja cuando quieras.Nunca te enviaré correo basura, los odio

>

Pin It on Pinterest

Share This