Del amor y otros demonios a 40 grados de calor

Del amor y otros demonios a 40 grados de calor

Del amor y otros demonios a 40 grados de calorPasé el resto del día preocupado, con la certeza de que algo horrible estaba a punto de suceder. No me esperaba esa reacción de ella. No me esperaba sus gritos, ni el dolor, ni la tristeza. Habíamos pasado un fin de semana...

>

Pin It on Pinterest